Una madre soltera con cáncer y con muy pocas semanas de vida espera encontrar una ‘bonita lápida mortuoria’ para que su hijo pueda visitarla

Nunca sabemos qué sorpresas nos traerá la vida. Debemos apreciar los momentos que pasamos con nuestros seres queridos porque nunca sabemos cuándo será la última vez.

Esta historia nos recuerda esto muy bien. Naomi Knighton es una madre que fue diagnosticada con cáncer desde que era adolescente. Ahora, Naomi es una madre soltera que está preparándose para su muerte.

Por años, Naomi luchó para superar la rara forma de cáncer con la que fue diagnosticada. Mientras ella ha estado luchando por años, su familia y amigos esperaban y rezaban por un milagro.

A los 26 años, Naomi ahora se ve obligada a aceptar que la lucha contra el cáncer ha terminado. Después de unos cuantos trasplantes de médula ósea, los doctores le dijeron que ya no había nada que pudieran hacer.

Ahora, Naomi tiene un hijo de 6 años por quién quiere seguir con vida.

En vez de luchar por su vida y por su hijo, Naomi tiene que ayudar a su hijo a comprender lo que pasa cuando el cáncer pasa factura. Después de saber sobre su condición, Naomi y su hijo, J’varn, se mudaron a Allenton para vivir con la madre de Naomi, Jean.

Aunque Naomi y su familia están haciendo todo lo posible para pasar sus últimos momentos juntos, el cáncer no tiene cura y puede llevársela en cualquier momento. No se sabe cuántos días más le quedan a Naomi, pero ya le han recomendado que se comience a preparar para lo peor.

Para prepararse para el funeral de Naomi, la familia ha creado un GoFundMe. En 10 días, pudieron doblar la cantidad meta gracias a que extraños y amigos intervinieron para donar.

La última voluntad de Naomi es ser enterrada con una bonita lápida en un ataúd blanco para que J’varn pueda visitarla. Aunque esta noticia es increíblemente desgarradora para su familia, Naomi espera que su vida pueda ser celebrada.

Quiere que su familia haga una fiesta en la recepción del funeral, completándola con baile y música. Naomi es una persona demasiado fuerte. Aunque se está preparando para sus últimos días, su prioridad siguen siendo J’varn y su familia.

La leucemia mieloide crónica (el tipo de cáncer que Naomi tiene) es más común en las personas mayores. El caso de Naomi es bastante extraño y fue detectado cuando era una adolescente.

Aunque se le dio a elegir entre parar por completo el tratamiento o seguir luchando, Naomi eligió comprar todo el tiempo posible para poder estar con su hijo. Con una combinación de esteroides y quimioterapia, Naomi sigue atesorando tantos momentos con J’varn como sea posible.

Desgarrador. Todos debemos aprender a vivir cada día al máximo, ya que no sabemos lo que nos espera en el futuro.

Cuéntanos tu opinión sobre la historia de Naomi en los comentarios y comparte esta historia con tus amigos y seres queridos para crear consciencia.

Deja un comentario